Rapicredit y Lineru le dan a conocer seis beneficios sobre los créditos en línea

El crédito online a través de las fintech ha venido ganado terreno como fuente de financiación para las personas naturales, pequeños negocios y microempresarios, gracias a la cobertura y alcance que las nuevas tecnologías de Internet (TIC) dentro de la clase media y la población no bancarizada en el país.

MÁS INFORMACIÓN →

Compañías como Rapicredit y Lineru a través del uso inteligente de la tecnología han aprovechado la brecha que tienen los modelos tradicionales para abrirse camino en la búsqueda de una mayor inclusión financiera. Para estas organizaciones el mundo y la industria bancaria están cambiando, revolucionado la manera en que la población usa y percibe  los servicios financieros, muy de la mano a la automatización de los procesos y la transformación digital. 

De acuerdo a Juan Esteban Saldarriaga, uno de los socios fundadores de Rapicredit “las diferencias entre nuestros créditos y los modelos tradicionales, radican en el ahorro de tiempo y la facilidad para el usuario, ya que al ser procesos totalmente en línea, el usuario los puede solicitar desde la comodidad de su casa, celular o lugar de trabajo”; así mismo frente al tema, Martin Schrimpff  Co-fundador de Lineru enfatiza: “el usuario evita trámites y papeleos, sumando a ello la rapidez de la aprobación ya que no requiere de deudores, pagares u otros documentos que demoran el proceso.”  

Finalmente al referirse a los beneficios que desconoce el usuario, y que son fundamentales a la hora de optar por un crédito en línea, los representantes de Lineru y Rapidrecit concluyeron: 

  • Procesos totalmente transparentes: El usuario podrá acceder por medio de su celular y ordenador a una simulación del crédito antes de solicitarlo, en la cual se le muestra la fecha a pagar y los costos y gastos detallados del crédito solicitado. 
  • Se crea historial crediticio: Tanto Lineru como Rapicredit reportan sus operaciones a las centrales de riesgo, por lo tanto el usuario podrá empezar a crear su historial crediticio. 
  • Evaluación 100% objetiva: La aprobación del crédito es totalmente automatizada y está basada en demografía y estadística, los algoritmos permiten tomar decisiones en segundos sin la intervención de personas para aprobar o rechazar un crédito. 
  • Los intereses y cobros se frenan después de un tiempo: Si el cliente por alguna razón no puede pagar su crédito a tiempo, se le crean planes de pago y los cobros nunca llegan a exceder el valor total del crédito, por lo tanto llega a un punto en donde se frenan los intereses y los cargos adicionales. 
  • Chequeo de capacidad de pago: Rapicredit y Lineru tienen como política, no prestar más de lo que el cliente realmente puede llegar a pagar, esto con el fin de no sobreendeudar al usuario. Además tienen la filosofía de “si es fácil sacarlo debe ser fácil pagarlo”, por lo tanto ponen a disposición varias formas para que el cliente pueda re-pagar el crédito. 
  • No se cobran estudios de crédito: El análisis para estudiar las posibilidades de acceder  al crédito no se cobran al usuario. NO hay intermediarios ni cobros por adelantado. 

Ambas compañías vienen apoyando a ColombiaFintech.co, el gremio que agrupa las empresas fintech en Colombia. A través de esta cámara, participan en las discusiones de la Subcomisión de Inclusión financiera de la mano del Ministerio de Hacienda. 

Los créditos en línea son una opción rápida y sencilla de cubrir una emergencia sin recurrir a los créditos informales y apoyan la inclusión financiera para todo tipo de personas, desde estudiantes, amas de casa y trabajadores independientes, que busquen financiación de manera legal y de libre inversión. Aprovechando la tecnología, estas compañías, apuntan a llegar y apoyar a las personas que históricamente recurren al “paga diario informal” para sus necesidades de crédito inmediato.

Conoce más de estas Fintechs